FUNCIONAMIENTO DE LA VÁLVULA EGR

La función de la válvula EGR (Exhaust Gas Recirculation) o recirculación de gases de escape, tiene la función de recircular parte de los gases que salen por el escape hacia la admisión, para así reducir las emisiones de óxidos de nitrógeno (NOx). Dicha válvula conecta los colectores de escape con los de admisión, reduciendo los óxidos de nitrógeno mediante el descenso de la temperatura en la cámara de combustión al recircular los gases.

Su funcionamiento se rige por la señal de los sensores de temperatura del motor, régimen del motor y carga de aceleración. En función de dichas parámetros, se abrirá o se cerrará. Normalmente están abiertas cuando se circula con el motor caliente, a baja carga y a regímenes de motor bajos.

Si se abre, puede ser por un actuador de vacío o por un actuador eléctrico. Mientras esté abierta, se mezclan en la cámara de combustión los gases recirculados con los gases frescos de la admisión. Cuanto más frío sea el aire que entra al motor y más oxigeno tenga, más potencia tendrán las explosiones y mejor será el rendimiento del vehículo.